El mal hábito de postergar

Cuantas personas habrán perdido decenas de oportunidades, o habrán destruido muchos sueños por no tomar acciones oportunas.

 A medida que crecen, nuestros hijos deben aprender a tomar responsabilidad sobre diferentes asuntos. Parte de ellos, están relacionados con su propia superación.

Sin embargo, en esta generación del “todo fácil” y del “todo al alcance de la mano”, su deseo de entretenerse supera a la necesidad que tienen de formarse.

Esta situación los mantiene como un barco a la deriva, y lo preocupante es que ellos están convencidos de que  los pequeños malos hábitos simplemente pasarán.

Los siguientes 7 puntos, pueden ayudar a que tus hijos se alejen lo más posible de este mal llamado “dejadez”:

  1. Enséñales que las acciones que tomen hoy, serán las que afectarán su mañana.
  2. Enséñales que el tiempo es un tesoro que se va acabando, por tanto deben aprovecharlo al máximo.
  3. Demuéstrales que las buenas actitudes deben ir acompañadas de buenas acciones.
  4. Ayúdales a ponerse la meta de hacer algo constructivo en determinado tiempo.
  5. Muéstrales como proporcionar su tiempo entre estudio, descanso, deportes y juegos.
  6. Hazles ver la diferencia entre el descanso como una necesidad, y el descanso como un objetivo.
  7. Explícales con ejemplos que el descanso excesivo lleva a la mediocridad.

El problema de postergar las cosas para mañana, es que hoy es el mañana de ayer. El tiempo es igual para todos, y espero que tus hijos estén del lado de aquellos que saben aprovecharlo bien.

.Artículos relacionados

¿Por qué no todos los hijos consiguen ser exitosos?

Anuncios

Acerca de ximesol

Ximena Soliz es una apasionada por servir a los niños, adolescentes y jóvenes. Por eso trabaja para ellos y sus familias en el campo de la educación y la comunicación. Ximena está convencida de que sólo una educación fundamentada en los principios de la Palabra de Dios puede dar excelentes resultados en esta generación.
Esta entrada fue publicada en Hábitos, Hijos, Niños y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a El mal hábito de postergar

  1. kelund dijo:

    Perfecto!!!

  2. Bárbara Dorado dijo:

    gracias Xime, gran ensañanza que tomaré muy encuenta si Dios me permite tener babys! un abrazo

  3. Pingback: Hijos con voluntad: ¿Cómo educarla? | Educando Hijos Exitosos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s