Que no crezca amargado

Cuánta amargura puede acumularse en el corazón de nuestros hijos por heridas que sufrieron. La amargura se expande con rapidez y es necesario cortarla para que no dañe sus corazones.

¿Qué hace que la amargura sea tan mala?

  • Infecta los pensamientos.
  • Altera las emociones.
  • Perturba las actitudes.
  • Estanca, porque aferra a las decepciones.
  • Produce autoengaño.
  • Deprime
  • Asfixia el futuro.
  • Produce desequilibrio químico en el cuerpo y mucho más.

La Biblia la compara con una raíz. Y es que la amargura es como esa raíz que se multiplica y se abre paso por donde puede, como un cáncer que se expande en el cuerpo.

El corazón de nuestros hijos puede quedar amargado por pequeños o grandes motivos: castigos injustos o inapropiados, maltrato, abuso, palabras hirientes, por expectativas, demandas o exigencias.

No importa cuál haya sido el motivo, lo importante es cortar con esa raíz de amargura para que no se disemine y estrangule la vida de nuestros hijos.

Hay cinco pasos importantes que debes seguir para evitar que este mal ocupe el corazón de tus hijos:

  1. Si el causante de la amargura fuiste tú, primero que nada arrepiéntete y pide perdón a tu hijo dejando superado el conflicto.
  2. Guía a tu hijo a identificar su amargura y a manifestar el dolor interno que sintió.
  3. Guía a tu hijo a arrepentirse por haberse aferrado a una amargura.
  4. Enseña a tu hijo a perdonar a quien causó su amargura.
  5. Ora con tu hijo.

Recuerda que la amargura crece muy rápido, así que trata con el problema lo antes posible.

Temas relacionados:

El perdón: la clave para una buena comunicación con tus hijos https://educandohijosexitosos.wordpress.com/2011/06/17/el-perdon-la-clave-para-una-buena-comunicacion-con-tus-hijos/

Anuncios

Acerca de ximesol

Ximena Soliz es una apasionada por servir a los niños, adolescentes y jóvenes. Por eso trabaja para ellos y sus familias en el campo de la educación y la comunicación. Ximena está convencida de que sólo una educación fundamentada en los principios de la Palabra de Dios puede dar excelentes resultados en esta generación.
Esta entrada fue publicada en Comunicación, Conflictos, Hijos y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s