La Navidad y los niños

¡Qué mejor que aprovechar esta época especial para contar a nuestros niños historias de Navidad!

Narrar sobre un niño nacido en el pesebre de un pequeño pueblo  y que luego transformó la historia de la humanidad; recordar a personas que decidieron compartir su mesa con un necesitado,  que dieron su abrigo o que alegraron la vida de algún pariente solitario.

Las historias navideñas son varias y todos tenemos al menos una que nos impactó y aún  los niños más pequeños pueden captar mejor los conceptos a través de cuentos relatados de forma sencilla pero amena.

Alguien dijo que el corazón humano está  programado de tal manera que las historias puedan impartir verdades que las simples palabras no hacen y ¡vaya que es verdead!

Cuando contamos esos bellos relatos navideños a nuestros hijos, estamos consiguiendo varias cosas positivas:

·        Fortalecemos el vínculo entre padre e hijo de una forma especial, pues se crea una relación de uno a uno en un ambiente positivo, cálido e íntimo.

·        Inculcamos el mensaje y la sensación de ser amado, pues más allá de nuestro relato, el tener  a nuestro retoño apoyado en nuestro regazo mientras escucha nuestra descripción le transmite mensajes muy  importantes “Te amo” “Me interesas”.

·         Enseñamos valores fundamentales como el amor, la generosidad, la ternura, la caridad y muchos otros que están inmersos en las historias de navidad.

Serán esos valores los que más adelante le ayudarán a formar su personalidad, a ser un ser humano sin egoísmos, capaz de dar y de darse.

Anuncios

Acerca de ximesol

Ximena Soliz es una apasionada por servir a los niños, adolescentes y jóvenes. Por eso trabaja para ellos y sus familias en el campo de la educación y la comunicación. Ximena está convencida de que sólo una educación fundamentada en los principios de la Palabra de Dios puede dar excelentes resultados en esta generación.
Esta entrada fue publicada en Niños. Guarda el enlace permanente.

4 respuestas a La Navidad y los niños

  1. Carla dijo:

    Muyr buenos consejos, gracias

  2. Luis Fernando dijo:

    Gracias por compartir con nosotros estos consejos… parecen sencillos.. y lo son. Empero, la rutina el trabajo, el cansancio, la televisión, los vídeo juegos, el Internet… todo pretende hurtar lo más precioso: el amor.. padres e hijos, esposo – esposa, el amor de Dios y a Dios. Gracias.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s